cubamatinal.com| |
Cuba y su Realidad Social 29-03-2017

Portada
Noticias
Deportes
Breves
Video Blog
Cuba-Org.
Politicas
Reportajes
Actividades
Colaboraciones
Buscador
Cartas
Suscribase
   Enviar por Email
A la memoria del profesor Juan Muñoz García
25-05-2008, Miguel Cancio

SOBRE SU PASO POR SANTIAGO DE COMPOSTELA, POR GALICIA Y BREVE ANALISIS DE AQUELLA ÉPOCA (FINALES DE LOS 60, PRINCIPIOS DE LOS 70)

Estaba leyendo los periódicos en el Café Ideal Bar Azul de Santiago de Compostela, es decir, en el Azul del gran Moncho, de Ramón Marcelino Boullon y Moure, el alma mater de este establecimiento hasta que se jubiló (y los muchos clientes de siempre notan mucho su falta, su don de gentes, su capacidad de comunicación con todo tipo de clientes, de saber escuchar y ser atento), un lugar referencial situado en el corazón de la Ciudad Vieja, una verdadera Universidad de la Vida, un espacio generador de Capital Social, Convivencial, Formativo Informal, de Capital Vital; un lugar, el Azul de Moncho, adonde, con Juan Muñoz, además de tomar el mejor café de Santiago y hablar de todo en tertulias varias, de comentar y recortar los periódicos y las noticias, de trabajar con las fichas (las FFJ, las Famosas Fichas de Juan, que nunca tenían descanso y que fueron una referencia para mí y para otros muchos estudiantes, jóvenes profesores e investigadores para no dejar de pensar, reflexionar, hacerse preguntas, mejorar las hipótesis en juego, anotar, buscar, investigar en todo tiempo y lugar), íbamos a ver en la tele los partidos de fútbol, a nuestro querido Real Madrid (gracias a Juan Muñoz, yo que soy de Vegadeo-Asturias, del Real Madrid y que de pequeño los de mi pueblo íbamos en autobús a Tapia de Casariego a ver los partidos por televisión más importantes, pues, en el mí, La Vega-A Veiga, no se podían ver; gracias a Juan, como decía, pude ir al Bernabéu ¡Que Gran Emoción! a ver junto a él el partido Madrid-Barça ­el de Cruiff, el Cholo Sotil y demás- y en el que perdimos, nos metieron ¡¡cinco a cero: 0-5!! La vuelta a Santiago fue muy dura, pues, en el Azul, Moncho y su peña del Barça, que eran muy forofos, nos esperaban a los madridistas con los cuchillos afilados), y las corridas de toros; como decía, y como todos los días, estaba leyendo los diarios, incluido el Marca, en el Azul de Moncho y así fue como me enteré de la muerte en Madrid de mi buen amigo (que junto a su esposa Patrocinio vino a mi boda en San Sebastián), el profesor referencial Juan Muñoz García, natural de Santa María la Real de Nieva (Segovia) y que falleció a los 72 años debido a las complicaciones de una grave enfermedad que parecía superada.

Conocí a Juan Muñoz, en 1970, cuando el que suscribe era estudiante en Compostela de la licenciatura de Economía, es decir, cuando Muñoz llegó para ser profesor de Estructura Económica a la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de Santiago de Compostela, fichado en Madrid por Luis Suarez Llanos, catedrático de Derecho Mercantil y a la sazón decano de dicho centro.

El decano Suarez Llanos consiguió traerlo (al profesor Muñoz) para Santiago de Compostela en una brillante e inédita (en la Universidad gallega y, por lo general, en la española, pues, lo que imperaba y lamentablemente sigue imperando, es el espíritu mandarinil-señoritil-funcionarial-burocrático) gestión e iniciativa para mejorar el plantel profesoral de dicho centro y que se había puesto en marcha en el curso universitario 1967-1968 con el decano comisario, el catedrático Carlos Otero Díaz (fallecido).

El decano Suarez Llanos ficho para Económicas de Santiago de Compostela, y junto al profesor Muñoz, a los gallegos el economista Alfonso Carbajo Isla (que amplió estudios en la Universidad de Chicago y procedía del prestigioso departamento de teoría económica de la Universidad Complutense de Madrid dirigido por el catedrático Luis Ángel Rojo), el jesuita sociólogo José Pérez Vilariño (que amplió estudios en la Universidad de Lovaina y que me caso en la catedral El Buen Pastor de San Sebastián rodeado de amigos, de una representación de la Escuela Sanrroqueña de Socio economía Vital de Compostela presidida por Juan Muñoz El Sherpa; con este seudónimo lo bauticé en dicha Escuela, y en la que Alfonso Carbajo tenía el apelativo de: Chicago) y al economista americano Art Tredway (PhD por la Universidad Northwestern de Chicago y conocido como El Americano).

El decano Suarez Llanos, también, nos permitió, siguiendo la línea de lo que se hace en las mejores universidades del mundo; nos facilito de forma muy positiva, en la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de Santiago de Compostela, el poder invitar a expertos, investigadores, emprendedores, profesionales, responsables públicos y privados, y de movimientos sociales de Galicia, España y otros países para participar en ciclos universitarios anuales (abiertos al público en general y que venimos organizando desde principios de los años 70 hasta hoy, mayo del 2008) de conferencias-coloquio, ponencias, debates, jornadas, simposios, etc. con el fin de vincular activamente la Universidad con la realidad social, con la resolución honrada, rigurosa y competente de los problemas próximos y lejanos, y para que los estudiantes, investigadores, el público interesado pudiese contrastar sus hipótesis con dichos invitados, pudiese discutir científicamente y entrar en contacto con los mismos.

Entre los muchos invitados que participaron en estos ciclos figuran los compañeros y amigos de Juan Muñoz, y que intervinieron gracias a él: los prestigiosos economistas Santiago Roldan y Ángel Serrano. Juan Muñoz nos ayudo muy activamente y desde el primer momento, primero en Santiago de Compostela y después desde Madrid, a organizar estos ciclos al hacer posible que, gracias a él, pudiésemos invitar a importantes personalidades de la economía, las ciencias sociales y otros campos tanto de España como de otros países. Juan Muñoz, también, intervino personalmente en dichos ciclos dando alguna conferencia y participando en algún debate.

Juan Muñoz, cuando fue fichado en Madrid por el decano Suarez Llanos, era profesor de Estructura Económica en el prestigioso Departamento de Estructura Económica de la Universidad Complutense dirigido por el catedrático Juan Velarde Fuertes.

EL PODER DE LA BANCA EN ESPAÑA Y OTRAS PUBLICACIONES

Juan Muñoz, antes de llegar a la Universidad de Santiago de Compostela, era conocido en toda España, en los ambientes universitarios, de estudio y seguimiento de la economía y más allá, por su libro, por su famosa y referencial obra El poder de la banca en España de 675 páginas, y que se vería seguido en los años sucesivos de otros libros, publicaciones, investigaciones y trabajos suyos sobre la banca española y que hicieron de él uno de los grandes expertos del sistema bancario, financiero español.

El poder de la banca en España, editado en 1969 en Algorta (Vizcaya) por la editorial Zero, contiene un gran número de datos estadísticas, grafos, referencias históricas y bibliográficas, etc., y da cuenta con nombre y apellidos del poder financiero en España, de los grupos bancarios, de sus vínculos, interrelaciones, de los instrumentos del poder, de la política de la banca, de sus conexiones con la industria, con el poder político, etc. Este libro causo un gran impacto, tuvo un gran éxito y fue rápidamente reeditado. Lo que era insólito en libros de esta naturaleza y dimensión, y máxime en aquellas épocas.

La editorial Cuadernos para el Dialogo publico en 1969 el estudio-informe La Economía España 1968, realizado y dirigido por José Luis García Delgado, Juan Muñoz y Santiago Roldán (profesores de estructura económica de la Universidad de Madrid. Los tres, años más tarde, se harían prestigiosos catedráticos de la Universidad de Madrid y, posteriormente, desempeñarían importantes cargos públicos). Este importante y amplio informe anual, este anuario sobre la economía española, sería publicado en años sucesivos (1970, 1971, 1972, 1973, 1974, etc.), y a la dirección del mismo se incorporaría Ángel Serrano.

Juan Muñoz publicaría otros importantes trabajos sobre la economía española, a saber: La Consolidación del capitalismo en España: 1914-1920, 1974 (con Santiago Roldan y José Luis García Delgado); Estructura Económica de España, 1976 (con Santiago Roldan y Ángel Serrano); La internacionalización del capitalismo en España 1959-1977, 1978 (con Santiago Roldan y Ángel Serrano); El Fracaso de la burguesía financiera catalana. La crisis del Banco de Barcelona, 1978; Involución y autarquía. La economía española entre 1890 y 1914, 2002; etc.

Con el seudónimo Arturo López Muñoz , Juan Muñoz público, junto a los prestigiosos economistas Santiago Roldan, José Luis García Delgado y, más tarde, Ángel Serrano, artículos en la revista antifranquista y clandestina que se editaba en París, Cuadernos de Ruedo Ibérico, y en las revistas, entre otras, Cuadernos para el Dialogo y Triunfo . Desde el punto de vista científico, y junto a dichos autores (Roldan, García Delgado, Serrano, etc.) publico trabajos en otras revistas como Moneda y Crédito, Revista de Trabajo, etc.

Juan Muñoz desde el ICI-Instituto de Cooperación Iberoamericana (se había incorporado en los años 70 a su antecesor el Instituto de Cultura Hispánica/ICH), a finales de los 70 y junto a la Comisión Económica Para América Latina y el Caribe (CEPAL; una de las Comisiones Regionales de Naciones Unidas fundada en 1948, que tiene su sede en Chile y que durante largo tiempo promovió la teoría de la dependencia), fue uno de los promotores de la revista Pensamiento Iberoamericano. Posteriormente, en los años 90, como Director del Centro Español de Estudios de América Latina, Juan Muñoz puso en marcha la revista Situación Latinoamericana.

Hace pocas semanas (abril 2008), en una brillante conferencia que dio Suarez Llanos en la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de Santiago de Compostela con motivo del 40 Aniversario de este centro, este se refirió muy elogiosamente a Juan Muñoz y a aquellos años de finales de los 60 y principios de los 70, en que, tras duras e inéditas gestiones, consiguió ficharlo junto a Carbajo, Pérez Vilariño y Tredway.

CONFLICTIVOS AÑOS 60 Y 70: JUAN MUÑOZ, UN REFERENTE

Los primeros años 70 (y los anteriores), en que llegó el profesor Muñoz a Económicas de Santiago fueron unos tiempos, en la universidad y otros campos sociales (movimiento obrero, universitario, educativo, mediático, intelectual, cultural, ciudadano, eclesial, profesional, etc.), muy conflictivos y movidos en la lucha pacífica, pero muy activa y comprometida, por las libertades, por los derechos humanos, democráticos y ciudadanos, y contra la dictadura franquista.

El profesor Muñoz, el querido amigo Juan, fue en Santiago de Compostela, en Galicia, un profesor comprometido activamente en la lucha pacífica contra la dictadura franquista.

Para los estudiantes que seguíamos la actualidad nacional e internacional, y que estábamos implicados honradamente en la lucha contra la dictadura franquista (en el año 1970, cuando llegó Juan Muñoz a la universidad compostelana, entre otras acciones y movilizaciones, tuvo lugar un largo encierro en la catedral de Santiago de Compostela, en el que participe, para pedir que fueran condonadas las penas de muerte a los condenados del Proceso de Burgos, a Mario Onaindia ­ Onaindia, fallecido, posteriormente participaría en los ciclos de conferencias-coloquio de Económicas de Santiago, señalados anteriormente, y se destacó por su lucidez, gran capacidad de análisis y defensa hasta el final de sus días de la constitución española de 1978 y lo que significo y sigue significando - y a otros militantes de ETA. En este encierro hubo momentos de gran tensión, pues, acudieron a provocar a los encerrados grupos de extrema derecha vinculados con la represiva policía política franquista. Hubo movilizaciones en diferentes puntos de España y, sobre todo, en numerosas ciudades de todo el mundo y por parte de todo tipo de personalidades e instituciones. Incluso, el Vaticano pidió la condonación de dichas penas de muerte. Finalmente, el dictador Franco condono las penas de muerte a los condenados a la pena máxima en el Proceso de Burgos) el profesor Juan Muñoz fue un referente muy importante por su comprometidas y rigurosas obras, publicaciones, artículos e intervenciones, y porque era un profesor muy accesible para los estudiantes, abierto y generoso con estos y a los que implicaba en sus trabajos de investigación y ayudaba en lo que podía. Lo cual, en aquellas épocas ni por lo general en estas, pues, en la Universidad española sigue vigente el espíritu mandarinil-señoritil-burocrático-funcionarial y a lo que hay que añadir el sectarismo, clientelismo y nomenklaturismo politiquero y partidista; en aquellas épocas, como decía, no eran nada frecuentes entre el profesorado comportamientos tan generosos y positivos para los estudiantes como los del profesor Muñoz.

En la actualidad, casi todos, incluso los profesores (pero, también, intelectuales, escritores, artistas, actores y gentes diversas del mundo de la cultura, periodistas, funcionarios, profesionales, eclesiales, etc.) que colaboraron muy activamente con el franquismo (mientras otros universitarios, otros españoles eran perseguidos, expedientados, sancionados, encarcelados, acosados ­ellos y sus familias-, maltratados, torturados y, algunos, liquidados), dentro y fuera de la Universidad y algunos ocupando cargos muy importantes, se dicen y presentan con toda la cara como antifranquistas de toda la vida y se atreven a dar lecciones de democracia, a establecer quién es y no es demócrata, a dar certificados de lo que es una verdadera democracia.

En España, como en el resto de los países democráticos, la cuestión, la clave creo que reside, no en alardear gracias a las nuevas formas de dominación, marketing de combate, engatusamiento, desinformación, contra información, intoxicación, manipulación, contaminación, acoso, maltrato y sujeción, a las nuevas formas de deslegitimación, desestabilización, ninguneo y liquidación de los principales críticos, oponentes y competidores (a los que, llegado el caso, se convierte en disidentes, contrarrevolucionarios, reaccionarios, cabezas de chorlito, etc. y contra lo que vale todo lo peor); como decía, no consiste en alardear en la ideología proclamada, en discursos, programas y representaciones varias, de curriculum democrático o de lo que convenga y se tercie en cada caso, sino en hacer posible en la práctica real con honradez, humildad y rigor, siempre y en todo lugar, una democracia y economía de mercado de juego limpio, con seguridad, garantías y principios, un desarrollo honrado, responsable, justo, abierto, competitivo, creativo y profundamente humano, un desarrollo enriquecedor humana e espiritualmente y no solo socioeconómicamente, y no una democracia y economía de mercado amañadas, engatusadoras, nomenklaturistas, politocráticas, clientelares, caciquiles (de viejos y nuevos caciques, señoritos y traficantes varios), contaminadoras (la peor contaminación es la contaminación del alimento y medio espirituales, inmateriales y que genera las peores corrupciones, degradaciones, envilecimientos, manipulaciones, fundamentalismos, extremismos, oportunismos, arribismos, carrerismos, tajadismos, populismos, demagogias); y no una democracia y economía de mercado de juego sucio, un desarrollo contaminador (croissance excroissance que dicen los franceses) en el que el progreso (material, cuando lo hay y para una minoría) supone un retroceso en la calidad humana de vida, en el enriquecimiento humano, espiritual, en la defensa de principios, de valores fundamentales tanto ayer como hoy.

Juan Muñoz participó en Santiago de Compostela en el año 1968 en apoyo de las movilizaciones y actividades que los estudiantes habían organizado en la Universidad de Santiago de Compostela (la única existente en esa época en Galicia) en respuesta al comportamiento dictatorial y represivo de las autoridades políticas, judiciales, funcionariales, universitarias, etc. franquistas, secundado por buena parte del profesorado universitario (especialmente los funcionarios pero no solo), y que se dedicaban a perseguir y reprimir de forma violenta y autoritaria reivindicaciones democráticas de los estudiantes absolutamente elementales como: la defensa de los derechos humanos (en esa época los estudiantes de la Universidad de Santiago de Compostela y otras partes de España, en conexión con el movimiento obrero y otras fuerzas y movimientos sociales, editaban la Declaración Universal de Derechos Humanos y exigían su cumplimiento en España. Esto es lo mismo que hacen, que vienen haciendo los disidentes, los oponentes en Cuba, frente a la tiranía comunista totalitaria cubana pero con la particularidad de que la tiranía comunista castrista-guevarista, la dictadura comunista totalitaria cubana ­pero también la china, vietnamita, coreana, birmana, los regímenes fundamentalistas teocráticos islámicos, regímenes neocomunistas y procastristas como el venezolano de Chávez, etc.- ha sido y sigue siendo mucho más implacable a la hora de reprimir, de perseguir, deslegitimar, desestabilizar, manipular, ningunear y liquidar a sus oponentes, a los que no se pliegan a sus imposiciones totalitarias, profundamente antidemocráticas); poder asociarse libremente y disponer de medios para ello; poner disponer de los fondos que habían pagado para el funcionamiento de las asociaciones sindicales universitarias y que habían sido confiscados por las autoridades universitarias; poder celebrar libremente actividades culturales, artísticas y eclesiales (misas, etc.), etc.; poder hablar libremente en los centros universitarios como representantes elegidos libremente por los estudiantes, etc.

Juan Muñoz formando parte del seudónimo citado, Arturo López Muñoz (en este caso integrado por Juan Muñoz y Santiago Roldan), participó en apoyo a los estudiantes movilizados en la Universidad de Santiago de Compostela, en el curso universitario 67-68; participó interviniendo en la Semana de Renovación Universitaria organizada, en el marco de las acciones y movilizaciones que tuvieron lugar en dicho curso, por el Colegio Mayor El Pilar (religioso) y por los Departamentos de Actividades Culturales de las Facultades de la Universidad de Santiago de Compostela. En esta semana intervinieron, tal y como figura en el cartel que se edito para dar cuenta de dicha Semana de Renovación Universitaria y por este orden, los siguientes conferenciantes: Enrique Barón (conferencia: "Crisis actual y futuro de la agricultura española"); Armando López Salinas ("Los derechos humanos"); Eduardo Cierco ("Sobre la propiedad privada"); Alonso Montero ("La condición y los condicionantes del escritor"); Enrique Miret Magdalena ("La crisis actual del hombre religioso"); Arturo López Muñoz y J. Luis García Delgado ("Crecimiento y crisis del capitalismo español"), Gonzalo Anaya Santos (Sociedad, educación y progreso). El cartel también da cuenta del siguiente acto: ³Proyección de documentales sobre Los Derechos Humanos².

Este cartel y programa que se anunció por parte de los estudiantes compostelanos en lucha en el año 1968 aún, hoy, en pleno siglo XXI (mayo 2008), es absolutamente inviable en Cuba debido a la sanguinaria, a la implacable, a la totalitaria represión, al control orwelliano que viene imponiendo la tiranía comunista cubana castrista-guevarista desde 1959, en que tomo el poder por las armas. En la Cuba comunista, desde 1959 y hasta hoy (mayo del 2008); en la denominada Sociedad Nueva del Hombre Nuevo Cubano (donde se da una de las tasas de suicidio más elevada del mundo y que golpea de forma especial a los jóvenes; de donde miles de cubanos cada año tratan de huir por mar del Paraíso Cubano, lo que ha supuesto miles y miles de muertos; Cuba que, junto a los Estados Unidos y Argentina, era el país del mundo que mas emigrantes atraía, a partir de la toma del poder por las armas de los marxistas-leninistas a las ordenes de los sanguinarios Hermanos Castro y Guevara se ha convertido en un país corrupto dominado por el mercado negro-Bolsa Negra, en un país que atrae al turismo sexual incluido el de menores, en un país de emigrantes, pues, de 11 millones de cubanos más de dos millones han huido, han abandonado la Sociedad Nueva del Hombre Nuevo, el Paraíso Cubano) sigue vigente la cartilla, la Libreta de Racionamiento y la violación continua e implacable de los más elementales libertades, de los más elementales derechos humanos, democráticos y ciudadanos.

A algunos, bastantes les ha llamado mucho la atención que una parte importante de los que en el 68 (y otros años) se opusieron a la dictadura franquista y, a partir de los años 80, accedieron al poder en España incluido el universitario y otros, diesen gato por liebre, hiciesen lo contrario de lo que habían prometido en la oposición y se comportasen de forma absolutamente politiquera, partidista y clientelar, de forma sectaria, autoritaria, represiva, e, incluso, incurriesen en muy graves casos de corrupción, de juego sucio.

Para dar algún dato señalemos que los que accedieron al poder en la Universidad de Compostela (y que seguía siendo la única que había en Galicia) a partir de los años 80, con nuestro firme apoyo y en nombre de la renovación y el progresismo, sin embargo, en el Claustro Universitario Constituyente que elaboro los primeros estatutos universitarios democráticos se opusieron a una enmienda (presentada por el que suscribe) que pedía que las Residencias y Colegios Mayores de la Universidad de Santiago de Compostela (USC) fuesen mixtos, que en dicho articulado figurase el termino mixtos en relación con la Residencias y Colegios Mayores de la USC. Recordemos que las revueltas estudiantiles de los años 60, primero en los Estados Unidos y después en Francia y otros países, se iniciaron debido a que no se permitía a las chicas estar junto a los chicos en las residencias universitarias y especialmente al anochecer.

En la Universidad de Santiago de Compostela, los llamados renovadores y progresistas que accedieron al poder universitario a partir de los años 80, en contra de lo que había prometido en la oposición y en contra de lo que algunos habían defendido en los años 60, se comportaron de forma autoritaria, represiva, politiquera, partidista, sectaria, nepótica y clientelarmente, y no solo en el caso de enmiendas como la comentada anteriormente sino en otros muchos casos en los que se llevo a cabo una persecución sistemática y completamente injusta de los críticos con su política, gestión, planteamientos, formas de proceder, etc.

Está claro que los analistas científicos deben de analizar que es lo que a algunos, bastantes les puede llamar la atención. Al hacerlo se pone de manifiesto que los cambios drásticos de actuación, el proponer una cosa en la oposición y hacer todo lo contrario a lo prometido al llegar al poder o para llegar al poder, el proponer una cosa en la ideología proclamada, en los discursos, intervenciones, representaciones e imaginarios proclamados y hacer lo contrario en la práctica real puede responder al juego de las formas complejas de dominación, engatusamiento, manipulación, acoso, contaminación y sujeción, y que buscan tratar de hacerse con el poder y sus privilegios, de beneficiarse del poder, de mantenerse y reproducirse en el poder y gozar de sus privilegios (desde la sociedad pública, civil, eclesial, etc.) dando gato por liebre de la forma más eficaz, en nombre de grandes valores, de grandes principios y por medio de la Política Self- Service, de la Moral Self-Service, del todo vale, de lo que sea menester y se tercie en cada caso con tal de sacar buenas tajadas (ideología tajadista; ideología comenenceira, ideología de las conveniencias), con tal de ganar-no perder a cualquier precio, como sea, contra quien sea, contra lo que sea. Los lemas, los argumentarios, etc. que podrían justificar esta forma de proceder, en el marco del juego de las formas complejas de dominación, podrían ser los siguientes:

- Por el poder y sus privilegios, por ganar-no perder, por sacar tajada, por el tajadismo: el fin justifica cualquier tipo de medios incluidos los peores. Pero, eso sí, sabiendo dar gato por liebre, sabiendo engatusar, embaucar bien embaucado al personal hasta el punto de que si yo y los míos decimos que esto que es negro es completamente blanco, y lo machacamos bien machacado con las armas del marketing de combate, de la propaganda, publicidad, etc. (representar el mundo es hacer e imponerlo, y quien se haga, controle los emisores, las maquinas de las representaciones será el que se lleve el gato al agua, el que se salga con la suya) solo yo y los míos sabremos que es negro.
- Andemos yo, los míos, los nuestros bien instalados y calientes/ y que le den por saco a los principios, a la moral, al rigor, a la verdad, al resto de la gente.

Los viejos ricos, señoritos, caciques, traficantes, politócratas, nomenklaturistas, embaucadores, engatusadores, manipuladores, contaminadores y dominadores llegaban/llegan al poder desde su riqueza, origen y posiciones sociales, y utilizaban/utilizan el poder y sus medios, instituciones (incluida, por supuesto, la universidad), sin ningún tipo de contemplaciones, para mantener, aumentar, reproducir y recrear dicha riqueza y posiciones sociales, al igual que las instancias, estructuras, organizaciones, funcionamientos, emisores, representaciones e imaginarios que lo hiciesen/hagan posible.

Los nuevos ricos, señoritos, caciques, traficantes, politócratas, nomenklaturistas, embaucadores, engatusadores, manipuladores, contaminadores y dominadores llegaban/llegan a la riqueza, al estatus, a la posición social desde el poder (político, mediático, sindical, educativo, universitario, intelectual, cultural, de los diversos emisores, de los movimientos sociales, etc.) y utilizaban/utilizan el poder y sus medios, instituciones (incluida, por supuesto, la universidad), sin ningún tipo de contemplaciones, para mantener, aumentar, reproducir y recrear su nueva riqueza, estatus y posiciones sociales, al igual que las instancias, estructuras, organizaciones, funcionamientos, emisores, representaciones e imaginarios que lo hiciesen/hagan posible.

Para ellos, unos y otros, y que llegado el caso, tanto ayer como hoy, no dudan en ponerse de acuerdo para repartirse la tarta del poder y sus privilegios, para poner en funcionamiento nuevas oligarquías, politocracias, nomenklaturas, chollazos comunes; unos y otros sacrifican lo que sea menester, a quien sea menester y se valen de lo que se tercie incluido los peores juegos sucios, lo peor de lo peor, es decir, se vale de las formas arcaicas y complejas de dominación, acoso, chantaje, maltrato, violencia y terror, de manipulación, contaminación (de la historia, de la ciencia, de la educación, de los medios de comunicación, de los principios, de las instancias de encarnación, socialización, institucionalización, referenciación, divulgación, movilización), de todo lo que se ponga por delante), desinformación, intoxicación, contra información, embaucamiento, engatusamiento y sujeción, de deslegitimación, desestabilización, ninguneo y liquidación tanto física, material como inmaterial.

Llegado a este punto creo que es conveniente citar

ALGUN TRABAJO Y PUBLICACION DE JUAN MUÑOZ EN SANTIAGO

El profesor Juan Muñoz hizo escuela en la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de Santiago de Compostela y, entre sus principales colaboradores y amigos en su época de Santiago de Compostela, están Pedro Arias y el que suscribe (Miguel Cancio). Fruto de estas colaboraciones, y entre otras, fue el libro: La Universidad en Galicia: una aproximación sociología, editado en 1978 como Monografía Nº 43 por la Universidad de Santiago de Compostela.

Este libro es el resultado de un proyecto de investigación financiado por la Fundación Barrié de la Maza y realizado a principios de los 70 por un amplio equipo de investigación bajo la dirección de José Castillo Castillo, a la sazón catedrático de Sociología de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de Santiago de Compostela y decano de dicho centro. En el equipo de investigación de este proyecto de investigación, el profesor Juan Muñoz fue subdirector del área socioeconómica y el profesor José Pérez Vilariño subdirector del área sociológica. Pedro Arias (profesor de economía en dicho centro, y que colaboró muy activamente con Juan Muñoz, pues, trabajaba en su mismo campo, el de la socioeconomía, de ahí que colaborase con él en trabajos, investigaciones y publicaciones que estaba haciendo. Aún recuerdo su colaboración con Juan Muñoz en un trabajo sobre el libro de José Manuel Beiras Torrado, publicado en 1973, O Atraso Económico de Galicia, y que se publicaría en revistas de tirada nacional) y el que suscribe (M. Cancio, profesor de sociología en dicho centro) fueron Jefes de Equipo.

En el amplio equipo de investigación de este proyecto que dio lugar al libro La Universidad de Galicia: una aproximación sociológica, figuran, además de los citados, las siguientes personas y por este orden: Roberto Herranz, Luis Lamas, Dolores Linares, Juan Pérez Cornide, Mercedes Porta, Isabel Sánchez García, Mª Dolores de Paz, José Ramón Álvarez Bello, Laureano Baltar, Gloria Barral, Carmen Cancio, Bárbara Ciarlini, Luis Díaz López, Margarita Ferreiro, Remedios García, Irene Girón, Fernando González Lage (alumno y seguidor de Juan Muñoz, y que posteriormente sería presidente de la Xunta de Galicia-Gobierno Autónomo de Galicia), Juan González Menor, Concha Magan, Nicanor Menéndez, Victoria del Oro, Rosa Rivas y Luis Rivas Villanueva (fallecido). Una buena parte de los que figuran en este equipo (una parte de ellos estudiantes de economía -alumnos de Juan Muñoz- y de otras carreras) años más tarde llegarían a ocupar importantes cargos en el sector público y privado.

JUAN MUÑOZ Y LA ESCUELA SANRROQUEÑA DE COMPOSTELA

Juan Muñoz y Alfonso Carbajo crearon durante su estancia en Santiago lo que he denominado la Escuela Sanrroqueña de Socio economía Vital de Compostela (sobre esta Escuela he hecho un amplio trabajo para un merecido libro de homenaje a Juan Muñoz con motivo de su jubilación como catedrático de economía aplicada de la Universidad Complutense de Madrid y que está coordinando desde 2007 José Antonio Alonso, Director del Instituto Complutense de Estudios Internacionales).

Se trata de una Escuela Informal, de un Espacio de Capital Social, Convivencial y Vital, situado en el piso donde vivían (Muñoz y Carbajo) en Santiago de Compostela, en la calle de San Roque y donde, también, habitaban el hermano de Alfonso Carbajo, Ramón Carbajo Isla (fallecido) que estudiaba economía en Santiago y su novia, la maravillosa, brillante y despampanante, la italiana Bárbara Ciarlini. Este piso se convirtió en un centro de formación informal para los estudiantes, profesores y otros miembros que formaron parte de dicha Escuela; en un centro de agitación de todo tipo de ideas, debates, encuentros, etc., y por donde pasaron importantes figuras de la economía y otras ciencias, de las artes y las letras, de los movimientos sociales de Galicia, España y otros países.

La Escuela Sanrroqueña de Socioeconomia Vital de Compostela (en mi página web: miguelcancio.com, pinchando Miguel Cancio, en la foto numero catorce, a contar desde la primera que aparece, hay una foto hecha en Santiago de Compostela, en el Parque de La Alameda en un fotógrafo de caballete y que ya han desaparecido. Esta foto de las llamadas de televisión recoge a una parte de los miembros de la Escuela Sanrroqueña y en la misma están Juan Muñoz ­sentado junto a una chica- y Alfonso Carbajo ­de pié, el cuarto contando de izquierda a derecha- junto a un grupo de estudiantes, entre los que también estoy yo, y que formábamos parte de dicha Escuela. Todos vamos con la cabeza cubierta), animada genialmente por Carbajo y Muñoz, Muñoz y Carbajo, además de su sede central, de su cuartel general en San Roque, tenía otras sedes, una verdadera red de instancias generadoras de capital formativo informal (la literatura científica americana y de otros países ha señalado que estos espacios provocan en el campo formativo el llamado The Coffee Room Effect. Nosotros hablamos del The Slow Food Effect o si lo prefieren del Efecto de la Comida Lentiña, Paseniña, Bien Regadiña y con Tertulia, con mucha sobremesa. También podríamos hablar, en este sentido, del The Party Effect, del Efecto de los Parties, de los encuentros con unas empanadiñas, unas tortilliñas, unos taquiños de xamonciño y unos chanqueiriños para hablar de los divino y de lo humano. En Galicia hablaríamos, asimismo, del The Lareira Effect, de las animadas charlas en torno a La Lareira, a la maravillosa cocina de piedra gallega y del The Tazas Effect, el Efecto de Las Tazas, es decir, el efecto en la formación y convivencia universitaria y ciudadana de tomar de forma regular unas tazas en las tascas, las tabernas de toda la vida hablando de lo divino y lo humano): el piso de Pedro Arias; el piso de Suarez Llanos; la antigua casa de comidas El Estradense (desaparecida y adonde Pedro Arias y el que suscribe invitados por Juan Muñoz y Alfonso Carbajo acudíamos a almorzar con frecuencia junto a alguna personalidad que convocaban Carbajo y Muñoz, y tras consultar los resultados del día de la bolsa, pues, ambos y con otros amigos habían constituido un pequeño club de bolsa en el que nos metieron a Pedro Arias y al que suscribe cuando nos hicimos profesores de la Universidad de Santiago y gracias a un crédito que ellos nos avalaron. Esta entrada en bolsa fue muy fructífera para nuestra formación. En la actualidad, las más prestigiosas universidades y Escuelas de Negocios promueven que los estudiantes entren en bolsa para formarse mejor y estudiar la economía, la empresa a partir de su experiencia en el mercado de valores), Casa Ramallo de Rois (otra famosa casa de comidas), el maravilloso y romántico Pazo de los padres de Jorge Sales (estudiante de economía en Santiago de Compostela) en Padrón, el Café Ideal Bar Azul, El Café Mezquita, la cafetería-restaurante Alameda, el Café Derby, el maravilloso chalet frente al mar de Manocho Suarez-Pumariega (empresario muy simpático, que estudiaba Economía en Santiago y que fue, también, un miembro destacado de la Escuela Sanrroqueña de Compostela) en Santa Cruz-La Coruña, etc.

Con la Escuela Sanrroqueña de Socio economía Vital de Compostela (ESRC: Escuela Sanroqueña de Compostela), los estudiantes, los jóvenes profesores que tuvimos la gran suerte de formar parte de la mima gracias a Muñoz y Carbajo, no solo practicamos el nudismo radicalmente des ocultador (Heiddeger: Nosotros debemos centrarnos en lo espiritual y nos hacemos ricos al hacernos más pobres, al desprendernos humildemente de lo superfluo), desvelador (Norbert Elias) que debe promover siempre la ciencia (hacer visible lo invisible; Bacherlard: "No mas ciencia que de lo oculto") de forma honrada, rigurosa y constante para establecer la verdad, caiga quien caiga y frente a quien quiera que sea, mediante la discusión científica de las teorías económicas, sociológicas, políticas, filosóficas, etc. que tratábamos, gracias a Carbajo y Muñoz, pero siempre en relación con la resolución de los problemas próximos y lejanos; mediante la crítica, la refutación (Popper) de unas hipótesis para dar paso a otras nuevas; como decía en la ESRC no solo se promovía el desnudamiento científico radical en busca de la verdad sino que, al mismo tiempo, nos iniciamos en el coirismo propiamente dicho (decimos coirismo en gallego, pues, en bastantes ocasiones había que practicar el nudismo con paraguas), en lo que denominamos estar en la playa, libre pero responsable y respetuosamente, en tetiñas, cuiños, piroliñas, perrecholiñas o carrachudiñas free, y que llevamos a cabo a principios de los años 70 en la maravillosa playa de las dunas de Corrubedo. A esta y a otras playas gallegas íbamos en el coche, en el Renault cargado de fichas, papeles, folletos, libros, de todo tipo de documentos del profesor Muñoz. Pues, este, incluso, en el coche y la playa, recortaba algún periódico, sacaba sus famosas fichas (FFJ) para anotar alguna idea, tomar alguna nota, seguía leyendo, trabajando en algún proyecto, publicación, etc.

Más adelante, a principios de los 80, Pedro Arias, el que suscribe y otros amigos, siguiendo la estela, la traza desocultadora, desveladora de la Escuela Sanrroqueña de Compostela (ESRC), creamos, con el lema de San Pablo, Desnudaos del hombre Viejo, la Coordinadora Nudista Ecológico Radical para denunciar, hacer explícitas las dobles, triples y cuádruples morales, para luchar contra la represión que había detenido con fusiles ametralladoras a 13 nudistas en la playa apartada de Baroña (Puerto del Son, La Coruña), que los acusaba del delito de escándalo público y los había fichado como delincuentes, y para poner a culo pajarero (Cervantes) a los especuladores y a otros desaprensivos, para denunciar un bunker ilegal (como demostramos con denuncia notarial Pedro Arias y el que suscribe, y la Comisión Provincial de Urbanismo nos dio toda la razón pero el bunker de Baroña no se ha derribado y ahí sigue ¡¡en pleno siglo XXI en una zona declarada de interés paisajístico y arqueológico nacional, pues muy cerca está el Castro Celta de Baroña, uno de los más importantes de Galicia!!) de tres pisos levantados al borde de la arena y con un cierre de cemento, también, ilegal.

La Coordinadora Nudista Ecológico Radical intervino en numerosos conflictos en Galicia y otras partes de España, dio la vuelta al mundo y, entre sus acciones, llegó al parlamento español, donde estaba como parlamentario Juan Muñoz y al que le mandamos (a él y otros amigos parlamentarios) los papeles de la misma y nuestras propuestas para acabar con la caza violenta y represiva del nudista. Gracias a la Coordinadora Nudista (le escribimos al que era presidente del Gobierno de España, Felipe González, y este amablemente respondió a nuestras propuestas. Una parte de su respuesta fue ¡¡en francés!!), los coiristas detenidos fueron absueltos en juicio celebrado en Noya (La Coruña) y el nudismo responsable fue despenalizado en España.

JUAN MUÑOZ: BUENA PERSONA, AMIGO, PROFESOR Y MAESTRO

El profesor Juan Muñoz fue muy abierto, generoso y positivo con Pedro Arias y con el que suscribe (M. Cancio) cuando éramos estudiantes y después cuando nos iniciamos como profesores en la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de Santiago de Compostela. Pero ¡ojo! el profesor Muñoz, también, fue abierto, generoso y positivo con otros estudiantes, investigadores, profesores. Es muy importante que los profesores e investigadores, y más aún los más prestigiosos, lo que se destacan por sus trabajos, ayuden a los estudiantes en sus estudios, sean abiertos, humildes, los animen, les den moral, los apoyen, los motiven en el trabajo honrado, regular y riguroso, les hagan ver, ya desde primero de carrera, que si trabajan, bien y regularmente, pueden hacer trabajos para publicar, trabajos de utilidad social. Lo cual ha sido constatado por numerosos estudios sociológicos y económicos.

El profesor Muñoz nos metió muy generosamente en sus proyectos, en los artículos, en los trabajos que siempre estaba realizando; nos permitió que colaborásemos con él en diferentes tareas. El profesor Muñoz (como el profesor Carbajo) cuando empezamos como profesores estaban regularmente con nosotros dentro y fuera de la Facultad, discutiendo sobre diferentes autores, teorías, sobre la actualidad próxima y lejana, eran una especie de tutores que nos metieron en la cocina del estudio, del trabajo y la investigación universitarias; nos metieron en su Cocina, en su Taller, en su Laboratorio pero también en su red social, nos presentaron a diferentes y competentes autores, profesionales, etc., crearon la Escuela Sanrroqueña de Compostela, nos avalaron en bolsa y nos metieron en su club bolsístico, etc. Todo lo cual fue muy importante para nuestra formación científica, universitaria, profesional, técnica, intelectual, social y humana.

Los profesores Muñoz y Carbajo fueron testigos a mi favor en el juicio-expediente académico que tuvo lugar en 1972, que me aparto de la condición de estudiante en quinto curso y en plenos exámenes finales, y que me había abierto el autoritario rector de la Universidad de Santiago de Compostela, Manuel García Garrido, debido a que como encargado y capitán del equipo de rugby de la Facultad de Económicas de Santiago, me negué a que dicho equipo pagase un par de botas y creo que un balón que se habían perdido debido a una gran tormenta que tuvo lugar en las instalaciones deportivas, que se inundaron completamente y en las que se fue la luz. Dichas instalaciones estaban bastante deterioradas y muy en precario. Finalmente fui absuelto y el decano Suarez Llanos también me apoyo.

En los años 1973, 1974 y 1975, cuando acudí a Madrid del orden de más de 30 veces para participar en las reuniones de la Coordinadora Estatal de PNNs de Universidad y en las Asambleas Estatales (fueron miembros de dicha Coordinadora: Narcis Serra, Javier Solana, Joaquín Arango, Paco Fernández Buey, Torrent Macau, Enric Argullol, Margarita Arboix, Joan Clavera, Josep Ferrer, Vicent Marques, Raul Villar, Isidoro Moreno, Perico Romero de Solis, Jaime Pastor, Umberto da Cruz, Francisco Alburquerque, Juan José Castillo, , Rosa Conde, Fernando Ariel del Val, Rafa Pla, Ignasi Pons, Javier Doz, Diego López Garrido, Gervasio Cordero, Manuel Llaneza, José Aguera, Bocanegra, Bilbao, Mariano Fernández Enguita, Vicenta de la Cruz, etc.; y por Galicia y entre otros formando parte de la Coordinadora de PNNs de la Universidad de Santiago de Compostela: Ramón López Suevos, Pancho Candela, José María Masa, Emilio Pérez Touriño, Pedro Antonio Fernández, Pedro Arias, Jesús Vega, Mª Carmen García Negro, Miguel Cortizo, José Luis Armesto, Guillermo Domínguez, Antonio Rodríguez, Luis Villegas, Javier Sanmartin, Felipe Gago, el que suscribe; conviene señalar en este punto que hubo profesores, en aquellas épocas de huelgas, fuertes movilizaciones y conflictos universitarios, que después ocuparían altos cargos en nombre del galleguismo, progresismo, etc., que acudían a las reuniones de la Coordinadora en Galicia con el fin de boicotear las huelgas y movilizaciones, y en línea con sus señoritos) en bastantes ocasiones me alojé en la casa de Juan Muñoz. Allí, Juan y su esposa Patrocionio, me trataron de maravilla. Allí, y como he dicho anteriormente y gracias a Juan, acudí por primera vez al Bernabeu. Allí acudí con Juan al Batán a ver toros de lidia. Allí vi que las Famosa Fichas de Juan (FFJ), sus carpetas de datos y documentos de trabajo estaban por doquier en su casa.

Para mí (y creo que para Pedro Arias), la Escuela de las Fichas de Juan, siempre dispuestas, en todo tiempo y lugar, su recorte de periódicos (la primera oración de la mañana como dijo Hegel), el recurso continuo a todo tipo de folletos, de fuentes, nobles e innobles (Pierre Bourdieu), de documentación para el trabajo científico, profesional, etc., ha sido un referente muy importante para nuestros trabajos universitarios y profesionales, para nuestros proyectos de investigación, para nuestras continuas intervenciones mediáticas y en otros campos. Método de trabajo que después continuaría con Pierre Bourdieu y Jean Claude Passeron cuando fui ampliar estudios a París, y que estos grandes sociólogos franceses han defendido con firmeza en sus publicaciones, clases, conferencias, etc., a saber, recurrir a todo tipo de fuentes, sean ³nobles o innobles², para verificar honrada y rigurosamente las hipótesis.

Para mí, mismamente (por recordar una de las expresiones de nuestro siempre querido profesor), Juan Muñoz ha sido una buena persona (para mí, lo más importante), un excelente profesor, un gran amigo, un verdadero y muy generoso maestro, al que nunca olvidaré y que ha dejado un legado muy positivo en su paso por Santiago de Compostela y por su Universidad (en esa época era la única que había en la geografía gallega), por Galicia. Ha sido una gran pérdida.

Queridísimo Juan, descansa en paz; siempre te recordaremos; siempre te tendremos presente en nuestros corazones.

*Economista y sociólogo, profesor de Sociología, Sociología de la Empresa y Socio economía del Desarrollo y los Movimientos Sociales de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de Santiago-Universidad de Santiago de Compostela (Galicia-España)/22-05-08/ Pagina web: www.miguelcancio.com

 

 


Editoriales  + 
Opinion  + 
Colaboraciones  + 
Entrevistas  + 
Foros
Hemeroteca
Enlaces

Cuba Matinal - Spain, C. Alcala 99, 28009 Madrid, España. Tel: + 34 639 43 15 89
repliche orologi © Copyright 2006. All Rights Reserved. Contacto: cubamatinal@cubamatinal.com