cubamatinal.com| |
Cuba y su Realidad Social 25-03-2017

Portada
Noticias
Deportes
Breves
Video Blog
Cuba-Org.
Politicas
Reportajes
Actividades
Colaboraciones
Buscador
Cartas
Suscribase
   Enviar por Email
La izquierda mala perdedora
10-05-2007, Agapito Prieto

Cógeme ese toro pinto. Qué mala perdedora es la izquierda rencorosa. Y oigan bien, ser mal perdedor en el juego democrático es asumir una postura autoritaria. Vale decir, antidemocrática, prototalitaria, autocrática, dictatorial.

Cuando la izquierda gana las elecciones, celebra por todo lo alto el triunfo de la democracia representativa. Cuando pierde, la democracia liberal al estilo de Occidente --la única que existe-- se convierte entonces en democracia burguesa, en simple tapadera del gran capital. En fin, es el horror de la dictadura de la burguesía bajo el disfraz de las libertades formales del capitalismo. Sí, porque todavía se oye ese discurso antediluviano en boca de muchos que se autotilulan progresistas.

Sarkozy ha ganado de calle en unas elecciones limpias y, en vez de dar vivas a la democracia, los elementos más turbios desencadenan disturbios y esta vez no sólo en los suburbios, sino en el mismísimo centro de París. Lo más increíble es que esos hooligans de la izquierda marginal le han llamado chusma y facha a Sarko, el candidato ganador. La tiñosa insultando al totí. Cógeme de nuevo ese toro pinto.

La alternancia en el poder es lo que define a la democracia. Respetar las reglas del juego es la única actitud democrática posible. Pero la izquierda, cuando pierde, se lanza enseguida a cuestionar los resultados de los comicios, como sucedió en México recientemente con un candidato mal perdedor y tan ridículo que se proclamó presidente él mismo a como dé lugar, en plan Jalisco nunca pierde, por decirlo a la mexicana.

Cuando no es creíble una acusación de fraude, como en Francia, la furrumalla izquierdista rompe la baraja y se lanza a la calle a dar la cañona y desestabilizar el país, con el fin de ponerle zancadillas al vencedor legítimo.

En el caso de los gamberros franchutes, dirán seguramente que apenas son unos muchachos díscolos, unos chicos iracundos imbuidos del espíritu de Mayo del 68 --ese fantasma que aún recorre toda Francia y que Sarko ha prometido espantar de una vez por todas.

Pero si esos chicos fueran de derechas, seguramente no dirían que son jóvenes rebeldes irritados. Les llamarían reaccionarios, fascistas, neonazis. Y dirían además que se trata de ultras manipulados por la extrema derecha, ese saco donde meten a todo el que no comulgue con sus hoces y martillos, sus ches y sus castros, sus evos y sus chávez, y toda la caterva de indigenistas populacheros impresentables. Tan cheos como son.

La verdad es que lo que está sucediendo en los cuatro puntos cardinales es un rechazo nada disimulado al Estado de derecho por parte de esa izquierda arrogante y anticuada. ¿Es casual que Segolene Royal haya tardado 48 horas en condenar los disturbios y pedir calma? Y eso que Madame Royal le pidió expresamente a Sarkozy que gobernara en nombre de todos los franceses, y Sarko así lo prometió. Pero es que es que la izquierda mala perdedora no tiene palabra ni sentido del honor.

La izquierda irracional debe ponerse al día y superar su incultura democrática. Debe ponerse a tono con los tiempos, modernizarse y dejarse de esa demagogia callejera. Las elecciones se ganan en las urnas, no en la calle tirando piedras y rompiendo cristales. Que sea más decente, caracoles.


Editoriales  + 
Opinion  + 
Colaboraciones  + 
Entrevistas  + 
Foros
Hemeroteca
Enlaces

Cuba Matinal - Spain, C. Alcala 99, 28009 Madrid, España. Tel: + 34 639 43 15 89
repliche orologi © Copyright 2006. All Rights Reserved. Contacto: cubamatinal@cubamatinal.com