cubamatinal.com| |
Cuba y su Realidad Social 26-03-2017

Portada
Noticias
Deportes
Breves
Video Blog
Cuba-Org.
Politicas
Reportajes
Actividades
Colaboraciones
Buscador
Cartas
Suscribase
   Enviar por Email
La Educación Religiosa en Cuba
30-04-2007, Alberto Luzárraga

El Caso Vitral y Una experiencia Personal

El Obispo Serpa parece estar dando marcha atrás y es de esperar que lo siga haciendo porque lo que se debate es la educación religiosa en Cuba. Vitral es su máximo exponente actual. Su pasado de dicha educación fue extraordinario en cantidad y calidad a lo largo de cuatro siglos. En 1959 existían 245 escuelas religiosas en la república y su auge mayor fue precisamente al inaugurarse ésta.

Según el censo de 1899 comentado el Dr. Rafael Martínez Ortiz en su seminal libro “Cuba los Primeros Años de la República, Paris 1921” el 77% de la población era analfabeta. El estado patético en que se encontraba el país y lo difícil que fue encaminarlo queda expuesto por el hecho de que la educación era inexistente para el 90% de los niños menores de 10 años. Para la constituyente no votaron los anafalbetos a fin de evitar la demagogia electoral y ello privó a buena parte de la población del derecho al voto. Gracias a un educador/benefactor Mr Frye se consiguió en 1899 enviar a 1450 flamantes maestros cubanos a tomar un curso docente de verano en Harvard.
No es que no hubiese suficientes maestros religiosos cubanos. Empezamos con un déficit brutal de maestros, punto.

No es de extrañar pues, que después de la ley de 7 de julio de 1904 que suprimió las organizaciones religiosas docentes en Francia, fueran bien recibidos en el 1905 los Hnos. De La Salle y que Estrada Palma les concediera prontamente la autorización para operar. La condición de orden francesa probablemente los ayudó pues aun había resabios por la actitud de la jerarquía española durante la guerra de independencia.
De cero en 1905 se llegó a 13 colegios en 1959 con 6500 alumnos incluyendo La Universidad de la Salle y los colegios gratuitos. Fue el mayor alumnado de ninguna orden.

Naturalmente hubo que empezar con Hnos. franceses y de otras nacionalidades. México sufrió la persecución religiosa de Plutarco Elías Calles en los anos 20. Muchos Hnos. mexicanos vinieron a Cuba. Pero ya en 1959 de 218 Hnos. que laboraron en Cuba 82 fueron cubanos. En Enero de 1961 con intervención en puerta salieron 49 jóvenes que estudiaban para Hnos. El 25 de Mayo de 1961 luego de intervenir los colegios y detener a los Hnos., que pasaron un tiempo en La Cabaña, 109 Hnos. fueron expulsados de Cuba.
El interés de los Hnos. por formar educadores cubanos fue constante y fructífero. En los 50 ya estaban asumiendo la dirección de los planteles y dos de mis profesores los Hnos. Emilio y Bernardino León lo fueron del Vedado y Marianao respectivamente. Los franceses se aplatanaron en serio. Después de la intervención no querían regresar a Francia y cinco permanecieron contra viento y marea. Recuerdo el esmero con que proveyeron a la enseñanza de la historia y geografía de Cuba sin descuidar la cívica. Mi interés por los temas constitucionales data de esas fechas pues bien que nos explicaron la constitución del 40. Las fiestas patrias eran festejadas con exquisito cuidado y buen gusto. El Hno. León nos legó la colección y clasificación mejor que existe sobre la flora cubana. El Hno. Victorino, en vías de canonización actualmente, fue el fundador de la Juventud de Acción Católica cubana diseminada por todo el país y foco de oposición temprana a los desmanes de Castro.

Muchos de los que murieron en la Cabaña mandada por el Che al grito de Viva Cristo Rey salieron de ese crisol.

Por ello es tan lamentable el caso Vitral, la mejor institución de enseñanza católica para seglares que existe hoy en Cuba. Y es lamentable también que so color de criticar ese caso se diga lo siguiente en un artículo publicado por el Sr. Betancourt:

“Las provincias de las órdenes religiosas españolas eran las que controlaban a la Iglesia en Cuba. Eso no se remedió hasta precisamente la época en que Fidel llegó al poder. Fui alumno de la Academia de la Salle, sita en la avenida Carlos III, en los años treinta, y no tuve un solo profesor cubano. Todos eran franceses o mejicanos. Precisamente, en los años cuarenta y cincuenta es que la Iglesia cubana empieza a liberarse de ese dominio de la jerarquía española. Es esa Iglesia cubana la que resiste la comunización de Cuba por Fidel. Pero la semilla del colaboracionismo estaba sembrada.” (sic)

Es sabido que los obispos son los superiores jerárquicos de la iglesia y que responden al Papa directamente. Los obispos eran cubanos. Decir que las órdenes españolas hacían y deshacían es simplemente una fantasía. Cada orden religiosa tiene su personalidad jurídica independiente, sus reglas y superiores, y son celosas de sus prerrogativas amparadas por el Código de Derecho Canónico. Pensar que los superiores de las órdenes españolas andaban de mandones dando órdenes a diestro y siniestro y evitando que los cubanos asumieran la dirección y enseñanza en los colegios es absurdo. Jamás vi a uno en el Colegio de la Salle en mis diez años allí. La profusión de órdenes de todas las nacionalidades fue impresionante. Remitimos al lector al excelente libro: ‘La Educación Religiosa en Cuba 1582-1961’ de Teresa Fernández Soneira. Ediciones Universal. Miami 1997.

En 1930 solo había 6 hermanos cubanos en La Salle cosa natural pues educar y obtener vocaciones toma una generación. No se trataba de un ‘siniestro complot’. Y que hubiera franceses y mexicanos es de agradecer y no de criticar ingratamente pues como nosotros eran exiliados y fueron a trabajar donde los aceptaron. Lo mismo hicieron los Hnos. cubanos expulsados y supongo que por ello no los acusarán de ‘cubanizantes.’ En fin, la aseveración de que; “Eso no se remedió hasta precisamente la época en que Fidel llegó al poder. Pero la semilla del colaboracionismo estaba sembrada.” resulta particularmente incomprensible, y contradictoria. ¿Cual fue el remedio, la expulsión en masa de los religiosos desafectos al régimen incluyendo muchos cubanos? ¿Cuál fue la semilla que sembraron los Hnos. sino la de la resistencia cívica?

Mucho hay que hacer para volver a dar una orientación moral al pueblo de Cuba pero confundir el pasado y mezclarlo con el presente no resuelve nada. Solo embrolla más al infeliz pueblo de Cuba que ya lleva 5 décadas de propaganda. Debemos esmerarnos en ser exactos y escribir para aclarar las cosas que es lo que necesitamos. El asunto Vitral no tiene nada que ver con la educación religiosa en la Cuba pre Castro excepto en cuanto a que fue excelente y merece ser recreada de nuevo. Lo será con muchos misioneros de muchas nacionalidades. Es inevitable y es sano.

 

* Editado en Futuro de Cuba


Editoriales  + 
Opinion  + 
Colaboraciones  + 
Entrevistas  + 
Foros
Hemeroteca
Enlaces

Cuba Matinal - Spain, C. Alcala 99, 28009 Madrid, España. Tel: + 34 639 43 15 89
repliche orologi © Copyright 2006. All Rights Reserved. Contacto: cubamatinal@cubamatinal.com