cubamatinal.com| |
Cuba y su Realidad Social 28-04-2017

Portada
Noticias
Deportes
Breves
Video Blog
Cuba-Org.
Politicas
Reportajes
Actividades
Colaboraciones
Buscador
Cartas
Suscribase
   Enviar por Email

Crónica sobre una mensajería


18-10-2009, Odelín Alfonso Torna

Colaboraciones/ "Eficiencia" socialista

Cubamatinal/ Hace poco más de un año, una nueva agencia de mensajería y envío de paquetes, AEROVARADERO, funciona para quienes deseen enviar desde el exterior paquetes hacia Cuba. Anclada su matriz en el municipio Rancho Boyeros, entre las terminales aéreas 2 y 3 de vuelos internacionales, este servicio no tardó en alinearse a los esquemas burocráticos e ineficientes del modelo socialista.

La Habana, 17 de octubre /PD/ Y nace de esta nueva propuesta de mensajería, que no deja de repletar hasta la saciedad los buzones de quejas y sugerencias, otra oleada multinacional de mercaderes. Obviamente los colaboradores cubanos de la salud, el deporte y todo el gremio de asesores de la revolución cubana, se sumaron a la clientela.

Me tocó vivir el pasado 18 de agosto una parte del peloteo que a diario recibimos los cubanos en esa entidad de la Aeronáutica Civil. Apenas dos paquetes- diez kilogramos de peso cada uno- recibía de un familiar residente en España. Creí que en aquel “servicio de excelencia”, según anunciaba uno de sus ganchos propagandísticos dispersos por el salón, la cosa era de llegar y coger. Nada de eso.

Mí primera jornada en AEROVARADERO consistió en solicitar un turno para extraer lo enviado, que a lo sumo demoraba 15 o 20 días. Por cargo de “manejo documental” tuve que abonar 3 cuc por ambos envíos.

El 4 de septiembre, día fijado para recoger los paquetes, regresé a la agencia en horas de la mañana. “Afortunadamente” mi entrega se concretó luego de seis largas horas, tiempo que dispuse para ver el disgusto unánime de una clientela en espera.

Francisco, un médico cubano que terminó su misión internacionalista en Haití, apareció mal entonado en la agencia por cuarta ocasión. Sus valijas salieron de Haití el 17 de mayo, un día antes de su regreso a Cuba y todavía ni sombra de sus paquetes en AEROVARADERO.

Una joven abogada, colaboradora en Venezuela, viajaba desde su provincia Las Tunas hacia la capital para recoger sus paquetes. Ella arribó desde Venezuela por la oriental provincia de Santiago de Cuba y por equivocación sus valijas vinieron a parar a La Habana en oto vuelo.

Otros dos jóvenes recibían de Ecuador sendas cajas repletas de prendas de vestir enviadas a su nombre. Tres oficiales de la Aduana y un perro Cocker las revisaban. Uno de los jóvenes preguntó: ¿Por qué nada más revisan las cajas que vienen de Ecuador? Uno de los oficiales respondió: “Es un procedimiento especial orientado sólo para esta nación, se han detectado drogas que vienen de allá”.

Ese día la lista de quejas y violaciones fue interminable: paquetes ultrajados, perdidos o sin el nombre del destinatario.

Yo pensé que mi “aporte monetario” -3cuc- a la agencia castrista terminaba con el llamado “manejo documental”, pero apareció otro impuesto. Esta vez 165 pesos en moneda nacional por el peso en kilogramos de ambos paquetes. Realmente no entendí por qué pagar otra vez el pesaje, si quien remitía la carga en Madrid había efectuado el pago a la agencia transportista (IBERIA).

Así son las cosas en Cuba, esto apenas es una simple crónica sobre una mensajería. Lo disfuncional del sistema por norma intoxica todas las producciones y servicios. Como dice un viejo amigo: “tela para cortar es lo que se sobra”.


Editoriales  + 
Opinion  + 
Colaboraciones  + 
Entrevistas  + 
Foros
Hemeroteca
Enlaces

Cuba Matinal - Spain, C. Alcala 99, 28009 Madrid, España. Tel: + 34 639 43 15 89
repliche orologi © Copyright 2006. All Rights Reserved. Contacto: cubamatinal@cubamatinal.com